¡¡Dándole al Remo!!

0
Raúl Calleja, en forma para las cuatro jornadas de Motortec Automechanika Ibérica
h

Quisimos que los máximos responsables de la feria nos contaran cómo ven las cosas ante la inminente celebración de la edición de este año, pero al final sólo pudimos hablar con su director, ya que Alberto Leal, director comercial andaba saturado atendiendo el volumen de gestiones que el éxito de la feria ha supuesto.

Y, como Motortec Automechanika Ibérica 2013 promete ser intensa, le propusimos Raúl Calleja, director de la feria, una actividad de entrenamiento con la que estar en forma para estos cuatro días que se avecinan. Así que, ni cortos y perezosos, nos encaminamos al Canal Olímpic de Catalunya, en Castelldefels, Barcelona, donde todo el equipo de EquaCat (con Jordi Merino a la cabeza, gracias a todos, una vez más) se pusieron a nuestra disposición para utilizar las instalaciones.

Hay que decir que nuestro entrevistado no sabía nada, y que (una vez enfrentado a la situación) se comportó como un campeón. Hasta entusiasmado con la idea.

Tras los watsapp de rigor a Alberto Leal y echarnos unas risas, fue hora de enfundarse el chaleco salvavidas, armarse de remo, escuchar los consejos de Marga, y encajarse en la embarcación. La suerte estaba echada.

Nosotros, en la barca de seguimiento, estuvimos viendo de cerca la evolución remera de Raúl…

Y, oigan, ¡¡¡E S T I L A Z O!!!

Tras un primer momento de tanteo, el ritmo de los brazos, la posición en la embarcación, y la velocidad nos sorprendieron gratamente.

Solo un leve momento de dificultad debido a tener que superar la primera de las olas de nuestra embarcación, que debía cruzarse varias veces en la trayectoria delantera de Raúl para lograr captar las imágenes en acción. Pero luego, el director de Motortec A.I. se lució, remando fluido como el más olímpico de todos.

Una vueltecita (que parece nada, pero que a remo no lo es tanto) y de vuelta al embarcadero.

Segundo momento complicado: salir de la barca. Pero lo hizo como los profesionales siguiendo, de nuevo, las indicaciones de Marga.

Y de ahí, felicitaciones, parabienes y risas.

Así que nos decidimos a celebrarlo con una carrerita de karts (a pedales, que estábamos de entrenamiento), por aquello de las cuatro ruedas. Todos.

Cuando llegó el momento de marcharnos, hasta nos dio pena no seguir.

Pero la entrevista (y las viandas) nos esperaban, y ¡no era caso de demorarlo más!.

Pasamos (entrevistado incluido, que era de lo que se trataba) un muy buen rato.

 

 

Dejar respuesta