Ni el coronavirus frena la movilidad autónoma

0
La octava edición del estudio ADR de Roland Berger explica que, de hecho, el cambio a la movilidad autónoma ha sido acelerado por la pandemia.
h

La crisis del coronavirus ha golpeado duramente a la industria de automoción, pero también ha acelerado el cambio hacia la movilidad autónoma, según ha descubierto la última edición del Automotive Disruption Radar, de la consultora Roland Berger. Todos los indicadores del informe y de la encuesta semestrales sugieren que la disrupción está llegando al sector, a pesar de la recesión inducida por la pandemia y los cambios en los hábitos de movilidad.

Los resultados de la última edición del Automotive Disruption Radar muestran que la crisis del coronavirus, de hecho, la aceleró, con varias tendencias destacadas desde el aumento de las ventas de vehículos eléctricos hasta el crecimiento en la disposición a usar robotaxis.

La octava edición del ADR, que rastrea 18 mercados globales, concluye que el Covid-19 benefició a quienes apostaron por la tecnología, y golpeó con dureza a los OEM tradicionales. Holanda ocupó el primer lugar, como lo hizo en la edición 7 del ADR, seguida de Singapur, dejando a la ex líder China en el tercer lugar junto con Corea del Sur. Otros países puntuados y clasificados van desde Estados Unidos y Alemania hasta India, Rusia y Arabia Saudí.

Los resultados de la encuesta destacaron un creciente interés por los vehículos eléctricos y el incremento en ventas de éstos. Por ejemplo, el 50% de todos los compradores potenciales de automóviles dicen que ahora están considerando un vehículo eléctrico con batería, en comparación con el 35% en ADR1 (enero de 2017). Y un promedio del 3,3% de todos los coches vendidos son ahora vehículos eléctricos, en comparación con el 1,9% en la primera mitad de 2018.

Puede acceder al estudio completo, aquí.

También te puede interesar:

Estudio Roland Berger automoción 2020

Distrigo 2021

Dejar respuesta