Dentro de ARPO

0
Conocemos el punto de vista de esta Asociación de Empresarios Comerciantes Libres de Recambios y Accesorios de Vehículos, de la provincia de Pontevedra, sobre el contexto actual de la posventa.
h

Integrada en la Confederación de empresarios de Pontevedra, ARPO fue constituida el 12 de julio de 1993 por un grupo de recambistas como José Luis Urbano (Sureya), Jaime Casas (Ysdema), Chema Rodríguez (Recalvi), Antonio Vázquez (Frenos Vigo), Francisco Bañón (Autovigo), y Mario Rodríguez (Auto Industria Roymar). Algunos de ellos, por aquel entonces comenzaban a agruparse además de territorialmente, en los grupos de compra nacionales que estaban naciendo.

Eusebio Ochoa, además de adjunto de dirección de Recambios Ochoa, es el presidente de ARPO. Él mismo nos cuenta que la Asociación nació con el afán de servir como órgano de unión y coordinación de los miembros, “fomentando el espíritu de solidaridad, además de defender intereses y la imagen pública de los mismos”. Eusebio entra en la junta directiva en el año 2013 y la preside desde noviembre de 2019, “época complicada para liderar cualquier asociación de este tipo, ya que a los pocos meses se desataba la pandemia y la incertidumbre se apoderaba de todas las empresas. Pero precisamente épocas complicadas son las que resaltan la importancia del asociacionismo y la colaboración entre empresas que, a pesar de ser competencia entre ellas, forman un sector con intereses comunes y que comparte problemas endémicos del propio sector”.

de la mano de ancera ARPO se integra en ANCERA y Ochoa reconoce que la comunicación tanto con Carlos Martín, como con José Luis Bravo es fluida y constante. “Esto permite dar capilaridad de ANCERA a un ámbito más local. Tengo que estar muy agradecido a Carlos Martín. Y traslado el agradecimiento de todos los asociados que represento, por todo el trabajo y desempeño demostrado sobre todo en las primeras semanas del estado de Alarma. La incertidumbre era máxima y no se sabía con claridad qué debíamos hacer o no hacer con nuestros negocios, trabajadores y clientes. Recuerdo que por aquellas semanas, asociados y no asociados llamaban a ANCERA preguntando y pidiendo asesoramiento para saber si podían o no abrir, y qué hacer o no con los trabajadores. Había que estar muy al minuto de las noticias y los Boletines Oficiales”. Para Ochoa fueron semanas de mucha carga de trabajo para las asociaciones y en su opinión tanto ANCERA como ARPO han estado a la altura de las circunstancias, “y lo siguen estando de un modo más pausado con la información de las ayudas a las que las empresas se pueden acoger”.

Eusebio Ocho agradece la incorporación de Paula Aldea, a quien ya conoce bien, de su etapa anterior en Carsmarobe, “y creo que puede aportar un valor importante a la asociación. De hecho su mano se está notando. Estoy encantado con la propuesta de “El Reencuentro” y hacer presencial el XXXIII Congreso para el próximo 23 de septiembre. Las videoconferencias están bien para momentos excepcionales, pero es hora y ya apetece hacer sector y retomar las relaciones personales y sentir el calor del factor humano”.

Limar asperezas

Ochoa explica que cuando se incorporó a la nueva directiva en el año 2013, encontró que la relación con la asociación de talleres ATRA y CETRAA no era buena “y existían ciertas tiranteces por intereses contrapuestos y malentendidos enquistados. Esa fue nuestra primera línea de trabajo, ya que no podíamos entender esa situación. Nos pusimos a trabajar codo con codo para resolverlo y a partir de entonces cooperar y ayudarnos mutuamente en cualquiera de las necesidades que cualquiera de las asociaciones pudiese necesitar. Desde entonces, las relaciones son excelentes tanto con ATRA como con CETRAA ya que ambas asociaciones las preside Enrique Fontán y el contacto es fluido”.

Finalmente, Eusebio apunta que “desde la distribución y el taller, considero que hemos perdido la oportunidad de hacer más racional el suministro y las reparaciones. En junio del año pasado, por imposición administrativa se debía trabajar de un modo más planificado y se fomentaba la “Cita Previa”. Esto favorecía la eficiencia de un trabajo más ordenado y un suministro equitativo, que con el paso de los meses nos ha llevado a repetir los errores del pasado. Estos errores no serán compatibles con el modelo que asoma”.

Puedes acceder a esta información, en nuestra revista.

Distrigo 2021

Dejar respuesta